Ruta de Sección: Inicio > Maestros > Artículo

Sección Maestros y Autores

Isaac el Ciego

Isaac el Ciego
Popularmente se cree que esta imagen
representa a Isaac el Ciego (Agrandar)

Isaac el Ciego (1160-1235) también conocido como Rabino Isaac Sagi Nehor nació en el pueblo de Posquières, actualmente llamado Vauvert, en Francia, fue hijo del talmudista y rabino Abra-ham ben David de Posquières. Isaac el Ciego fue un autor y un estudioso de la Cábala, el misticismo judío. Se le atribuye la autoría del Sefer ha-Bahir, un antiguo texto cabalístico. Algunos estudiosos de la Cábala como Gershom Scho-lem, creen que es una "errónea y totalmente infundada hipótesis". El Sefer ha-Bahir apareció alrededor del año 1200 en Francia. Este libro refleja muchas ideas que luego se volvieron importantes para el desarrollo de la Cábala. Aunque los orígenes de la obra anónima son oscuros, había cabalistas importantes que estaban escribiendo al mismo tiempo en Francia. El más influyente de ellos fue Isaac el Ciego fuertemente influenciado por la filosofía del neoplatonismo. Isaac fue el fundador de la primera escuela académica de cabalistas en Europa. El estudiante más famoso de Isaac el Ciego fue Azriel de Gerona.

En la escuela de Isaac el Ciego se establece la definitiva interpretación del Sefirot; es decir, de los diez factores cosmológicos que describen la forma en que Dios crea y domina el universo desde su unidad primordial indiferenciada: la Suprema Corona o unidad indiferenciada (Ein Sof), la Sabiduría o ideas primordiales en Dios, la Inteligencia de que nace la organización del universo, el Amor como manifestación original de la Bondad, el Poder, la Belleza, la Eternidad, la Majestad, la Fundación desde la potencia divina, la Realeza como Presencia de Dios en todo.

Isaac consideraba que las Sefirot (emanaciones divinas) se originaron en una profundidad infinita y oculta del Ein Sof (literalmente, el infinito). De la profundidad del Ein Sof emanan las Majshavot (pensamientos divinos), los cuales son la calidad sobrenatural primordial. El resto de las Sefirot emanan del pensamiento divino. Los individuos son manifestaciones físicas de las Sefirot que hay en el Mundo, pero a un nivel inferior de la realidad. La experiencia mística permite ascender a través de los diferentes grados de las emanaciones, hasta llegar a unirse con Dios.

Una importante contribución de Isaac a la Cábala fue la introducción de la práctica de la meditación (kavanna), el enfoque mental en las Sefirot, o "diez aspectos de Dios". Isaac creía que la mente, tratando de pensar en las Sefirot, se eleva e impregna los cielos, finalmente uniéndose con Dios. Un cabalista en su experiencia mística asciende a los niveles de las emanaciones divinas para unirse con el Pensamiento Divino. Los cabalistas posteriores continuaron usando el enfoque de Isaac el Ciego para pensar en las Sefirot en busca de comunicaciones místicas con Dios.

Recursos

Libros - Publicaciones:

Isaac el Ciego al Sefer Yetzirá: Cábala y Misticismo (Amazon)

Artículos:

La escuela cabalística de Gerona (sfarad.es)

Girona, un histórico centro de la espiritualidad judía (mozaika.es)

Los comienzos de la cábala en Provenza: El Nombre divino y el Templo en la enseñanza de R. Isaac el Ciego


Webs, enciclopedias, redes sociales:

Wikipedia: Isaac el ciego

Libros de Isaac el Ciego en español

al Sefer Yetzira

al Sefer Yetzirá

Independently published (2021)

Comentario de Isaac el Ciego al Sefer Yetzirá. En el duodécimo camino de la sabiduría, la casa es un indicio de sabiduría e intelecto. E implica en todo ello que la consecución del pensamiento alcanza el infinito, y más aún lo que está incluido en sí mismo. Y de esas maravillas maravillosas los caminos, son como una especie de hilos de llamas que son caminos... / más