Ruta de Sección: Inicio > Entrevistas > Ilie Cioara - místico iluminado

Artículos - Ilie Cioara

Ilie Cioara - místico iluminado

Entrevista con Petrica Verdes, traductor de los libros de Cioara

Por Sarah Forman (Yogi Times)
Ilie Cioara
Ilie Cioara

Ilie Cioara fue un místico iluminado que vivió en Europa del Este. Sus escritos en 16 libros describen la experiencia de meditación e iluminación, así como la práctica del conocerse a Sí mismo utilizando la Atención omnímoda. El silencio de la mente es el primero de una tetralogía de Ilie Cioara que será publicado por OBooks, al que le seguirán El Viaje Maravilloso, La vida es siempre algo nuevo y Yo soy lo ilimitado.

Recientemente, hablé de la vida y las enseñanzas de Ilie Cioara con el traductor del libro de Cioara "El silencio de la mente", Petrica Verdes.

Yogi Times (YT): ¿Puedes decir algo sobre Cioara — su historia y cómo llegó a ser un místico/maestro?

Petrica Verdes (PV): Hasta la edad de 55 años, cuando experimentó la iluminación, no había escrito ni una sola página, y nunca trató de ser un maestro. Lo que me resulta inspirador de él, es que era un hombre corriente, con un profundo anhelo de lo divino, que vivió en circunstancias muy adversas. Tiene una historia de vida única e inverosímil. No pertenece a ninguna tradición de iluminación, tales como el Zen, la no-dualidad, el yoga... No forma parte de ningún linaje, no tiene maestro. Nunca viajó a la India.

Ya que vivió en un aislamiento casi completo, sus palabras tienen una frescura y una simplicidad directa, carente de cualquier jerga espiritual. Originalmente, Ilie Cioara fue un místico cristiano, que vivía en los años 50 y 60 detrás del Telón de Acero, en Bucarest, en la Europa del Este, aislado casi completamente de cualquiera enseñanzas de iluminación. Por fuera, él tenía un trabajo, pero por dentro, pasaba cada respiración recitando un mantra, desde la mañana hasta la noche, en busca de una fusión espiritual con lo divino que sólo intuía en ese momento. Después de 20 años practicando este mantra, un día sintió el impulso interior de abandonar el mantra y simplemente practicar el silencio de la mente. Ver todo lo que sucedía a su alrededor, en el ahora, con una atención total, omnímoda.

En su apartamento, simplemente escuchaba el ruido de la calle, o el silencio, sin crear ningún comentario mental acerca de lo que estaba percibiendo. Unos años más tarde, una mañana, al despertar de su sueño, ocurrió un evento sorprendente. Se dio cuenta de que su mente estaba completamente en silencio, un simple reflejo de lo que estaba sucediendo en el presente. Se sentía como un hombre que fuera ciego de nacimiento, y acabara de recuperar su vista después de someterse a cirugía: todo a su alrededor se veía como nuevo. Una mente silenciosa percibía las cosas como son.

Después de un rato, se dio cuenta de que había experimentado la liberación, la "destrucción" del ego, o la iluminación. Poco después, sintió el impulso interior de compartir su experiencia, con versos cortos que podrían dar al lector una idea de la no-mente. Los versos iban seguidos de explicaciones en prosa. La mayor parte de estos escritos tenían que ser escondidos en el apartamento de un amigo, hasta 1990, cuando cayó el telón de acero, a fin de no ser confiscados por las autoridades comunistas.

YT: ¿Cómo supiste por primera vez y conociste a Ilie Cioara?

Petrica Verdes
Petrica Verdes

PV: En el año 2002, me encontré con uno de sus libros en una librería, y escribí al editor de inmediato, pidiéndole si me podía pasar la dirección del autor. El libro me hipnotizó, sentí una energía que rodeaba el texto y solía meditar con él y llevarlo conmigo. Para mi sorpresa, después de unas semanas, recibí una respuesta del editor, con la dirección y número de teléfono del autor.

Le llamé el mismo día y concerté una reunión con él a la mañana siguiente. La puerta de Ilie Cioara estaba siempre abierta a quien estuviera interesado en la verdad. Él no preguntó nada: tú eres el que hacía las preguntas, si lo necesitabas. Después de un viaje en tren de 10 horas, llamé a su puerta. Se abrió la puerta y fui acogido por los ojos más increíbles. Había visto estos ojos antes, en las fotos de Ramana Maharshi, Osho, Papaji, Yogananda — sin embargo, era la primera vez que los veía en la vida real. Delante de mí había un anciano muy vital y vivo, que yo pensaba que tendría alrededor de 60 años. Poco sabía en ese entonces que tenía 86.

La habitación estaba llena de una energía que hizo que mi mente se volviera silenciosa. Él me preguntó si tenía alguna pregunta que hacerle, pero no podía pensar en nada, mi mente estaba tan sólo en blanco. Yo sólo quería sentarme y meditar en su presencia, y mirar esos ojos. Él me dijo que esto le había sucedido a otras personas también, y que, si era necesario, necesitaba escribir mis preguntas en casa y llevarlas conmigo la próxima vez. Había una fuerte energía de meditación en la habitación. Sólo quería descansar en esa energía.

YT: ¿Cómo llegaste a ser el traductor de sus libros ?

PV: La idea se me ocurrió en 2006. Yo estaba viviendo en el Reino Unido y llevaba uno de sus libros conmigo. Empecé a leer extractos en inglés a un amigo y algo sucedió, la idea de traducir el libro simplemente se apoderó de mi vida. La traducción fluía sencillamente de manera espontánea y sin esfuerzo. Podía sentir la presencia de Ilie Cioara. Cada mañana comencé a despertarme espontáneamente alrededor de las 5 y las palabras fluían. No tuve que hacer una traducción, el libro se traducía a sí mismo.

Todo el proyecto fue idea mía y mi esfuerzo personal. Comencé a contactar con muchos editores, y finalmente, encontré a OBoooks. Había creado una página en Facebook y publicado algunas citas del libro. En el plazo de 2 meses, la página tenía 3.000 fans. Fue entonces cuando OBooks aceptó publicar el libro.

YT: ¿Hay alguna enseñanza específica que te impactara o cambiara la forma en que vives tu vida?

PV: La enseñanza de Ilie Cioara es muy sencilla: basta con observar la mente, las emociones, los movimientos del yo ficticio, y cuando la mente se aquieta, la gozosa esencia divina de tu ser se revela. No hay necesidad de maestros, métodos, técnicas o rituales. De hecho, cualquiera métodos o rituales originan y crean un patrón mental, que fortalece la ficción y la prisión del ego. Nuestra naturaleza divina es infinita, ilimitada, gozosa — y no se puede lograr a través de los esfuerzos de la mente o del "ego". Si tuviera que resumir su doctrina en una sola frase, sería: cuando la mente está en silencio nuestra divinidad interior se revela.

Había estado practicando muchas técnicas de meditación, antes de empezar a practicar la presenciación de mis pensamientos. Es una práctica que se puede hacer en cualquier circunstancia, las 24 horas al día, 7 días a la semana. Recordando no dar energía a la mente, sabiendo que cuando la mente está en reposo, una energía superior se hace cargo, y nos guía a través de los destellos de la comprensión intuitiva. Simplemente "vemos" algo y lo comprendemos profundamente, de manera intuitiva, sin necesidad de filtrar ningún conocimiento a través de la mente. Esta práctica se ha convertido en parte de mi vida. Es un gran regalo para comprender que la verdad es muy simple. Su aplicación es más difícil, pero esta aparente dificultad se supera fácilmente con un poco de perseverancia y sed de lo divino.

YT: ¿Cómo puede una persona poner en práctica las enseñanzas de Cioara? (En otras palabras, ¿cuáles son las acciones prácticas cotidianas que una persona puede hacer?)

PV: Simplemente observar con atención. Recordando que no eres la mente, presenciando la mente. Suena demasiado simple para ser verdad, pero realmente funciona. Todos somos Uno. La Verdad es Una. ¿Qué puede ser más fácil que esto.

La mente tiende a crear divisiones, técnicas, conocimiento esotérico, pero la verdad es muy, muy simple. Todo es Uno. Hemos caído en la trampa de creer que somos nuestra mente o nuestro cuerpo o nuestras emociones, con toda la carga respectiva — nuestra identidad mental, nuestros miedos, posesiones, etc. De hecho, somos la Unidad, nuestra esencia es una con el Gran Todo Ilimitado.

Estamos atrapados en el caparazón de la mente. ¿Cómo te liberas ? Es sencillo, basta con salir de este caparazón. Presenciando la mente — nos damos cuenta de que no somos la mente. Nos separamos de la mente. Salimos espontáneamente de la prisión de la mente. Aunque parece demasiado simple para ser verdad, realmente funciona. Desde el momento en que te levantas por la mañana, hasta que te duermas por la noche, date cuenta de que no eres la mente. Sólo presénciala. Hagas lo que hagas, en cualquier circunstancia.

Te levantas, vas al baño para lavarte los dientes — este presenciar continúa. Te vistes para ir a trabajar, el presenciar está ahí, en el trasfondo. Te metes en el coche y comienzas a conducir, continuas presenciando. Este presenciar es un milagro. No lo parece a primera vista. La palabra "presenciar" no es muy atractiva, es un poco seca. Sin embargo, es la clave de todos los misterios de la existencia. El presenciar no puede ser comprendido por la mente. El presenciar se despliega en su eterno misterio. Necesita ser practicado, es una experiencia.

YT: ¿Cuál es el mensaje del libro de Cioara: "El silencio de la mente"? ¿Cómo su lectura va a cambiar o afectar la vida de una persona?

El silencio de la mente es un libro único en el sentido de que no es una explicación o descripción de la meditación. Cioara trata de dar al lector una idea directa del espacio de no-mente. Las palabras son un dispositivo, un instrumento que el autor utiliza con el fin de transportar al lector más allá de la mente. El libro en sí es una meditación, que puede ser utilizado como un dispositivo para profundizar en el silencio. También es un viaje de autoexploración para el lector. Al leerlo directamente, sin ningún tipo de comentarios mentales, el lector puede experimentar directamente el espacio de meditación.

Para dar un ejemplo, uno de mis poemas favoritos:

El poder del Vacío

La mente permanece en silencio absoluto,
y si estamos atentos, con conciencia cristalina,
Todos los conceptos, delimitaciones, desaparecen;
somos Uno con lo infinito.
En la práctica, tenemos una mente nueva, siempre flamante.

En este intervalo, ¡soy infinito!
Se separan dos mundos. Dejo atrás el mundo limitado
y entro en la Infinitud, por la fusión total,
El ser entero está en calma: un destello constante.

No hay tiempo, no hay espacio, sólo Eternidad sin fin.
Fluyo en contacto directo con la vida, en un presente perpetuo.
Soy Energía Pura, sin motivaciones.
La sencillez de la existencia nos integra por completo.

Este libro no fue escrito con la intención de darte algún conocimiento, sino más bien para que sueltes todo el conocimiento. Trata de darte una experiencia directa de lo que realmente eres. No está pensado para ser leído de principio a fin. Sólo ábrelo al azar y encontrarás un pasaje que te habla a ti.

En el caos de la vida diaria, al abrir el libro por un momento y leer y experimentar un pasaje te vuelve a conectar con lo que realmente eres. El libro lleva la fragancia y el misterio del más allá. Es una invitación al lector a ir más allá de la mente y a experimentar esta realidad por sí mismo.